Lo hemos dejado todo (Marcos 10,28-31)

Dejar. Es un verbo que me provoca inseguridad y ciertos sentimientos “negativos”. Abandonar lo conocido me da cierto miedo pese a haberlo hecho muchas veces en mi vida. En el ámbito laboral especialmente. Y digo esto hoy porque hace unas horas nos han convocado para anunciarnos que nuestro manager abandona la compañía. Se ciernen tiempos oscuros y llenos de incertidumbre dado ya el maltrecho estado en el que se encuentra el equipo. Y además un jefe siempre es, en cierta manera, un “padre de todos”. ¿Qué vendrá ahora? ¿Debo dar un paso adelante? ¿Debo esperar?

Yo siempre miro el presente y el futuro con optimismo pero me agobia dudar sobre la conveniencia o no de plantearme posibilidades. El Evangelio de hoy no me aporta nada “espiritual” pero sí me pone enfrente de esa realidad que es “el dejar” tan necesaria a veces para crecer y construir.

Un abrazo fraterno

Anuncios

Un comentario en “Lo hemos dejado todo (Marcos 10,28-31)

  1. Te acompaño en la incertidumbre… tiempos de saber permanecer a la sombra y también de saber cuando actuar. Me siento en cierta forma igual que tú. Hoy hago de tu oración la mía.

    Un beso

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s