Día 32 #Cuaresma2017 #discordia

Hoy en día nos echaríamos las manos a la cabeza en la Iglesia. Discordia. División. Opiniones y experiencias distintas en el pueblo creyente ante una figura que, contrariamente a lo que pensamos tantas veces, no viene a uniformar.

Nos encantaría que no hubiera disensiones. Las tapamos. Las amordazamos. Las escondemos. Y cuando se ponen de manifiesto, las valoramos como si un cisma se cerniera permanentemente sobre nosotros. ¿Qué pretenden aquellos que no quieren que haya diversidad, voces disonantes, propuestas distintas, miradas con distinto foco?

El Espíritu genera comunión. Pero no debe asustarnos la confrontación para llegar a ella. Jesús, el Cristo, sigue poniendo nuestras vidas patas arriba, sigue generando reacción, sigue sin dejar indiferentes. Lo contrario… sería dramático.

Un abrazo fraterno – @scasanovam

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s